Desde Alemania advierten sobre el daño ambiental que la empresa de Elon Musk podría causar en Argentina

18

Activistas ambientales alemanes intentaron tomar una planta de la empresa Tesla, de Elon Musk, en la ciudad de Grünheide

Manifestantes, que se oponen a una ampliación de una planta de Tesla en Grünheide, Alemania, intentaron ingresar a las instalaciones y se enfrentaron con la Policía. Además, advirtieron sobre los posibles daños ambientales que podría generar la extracción de litio, por parte de la empresa de Elon Musk, en Argentina y también en Bolivia.

«Estamos aquí hoy para llamar la atención sobre la fábrica de Tesla por la destrucción ambiental aquí en Grunheide, pero también por la destrucción ambiental en países como Argentina o Bolivia, donde se extrae el litio que se necesita para estas baterías y que causa terribles consecuencias ambientales», dijo Ole Becker, uno de los 800 manifestantes que participaron de la protesta organizada por el grupo Disrupt Tesla.

Según trascendió en los medios internacionales, cientos de personas intentaron ingresar en las instalaciones de Tesla, lo que produjo un fuerte choque con la policía, lo que provocó varios detenidos y heridos.

En este contexto, Elon Musk, presidente ejecutivo de Tesla, criticó la actuación de los efectivos alemanes, a través de su cuenta de Twitter: «¿Por qué la policía deja escapar tan fácilmente a los manifestantes de izquierda?».

En tanto, el portavoz de la policía de Brandeburgo, Mario Heinemann, explicó: «Protegemos la libertad de reunión, pero también somos responsables del orden público y la seguridad. Eso significa que también intervendremos cuando sea necesario».

Déjanos tu comentario